Por qué el hígado es un superalimento

Por qué el hígado es un superalimento

Etiquetas:

¿Te ha gustado?

Compártelo!

¿Sabías que en 1934, tres médicos ganaron el Premio Nobel tras descubrir que el hígado es bueno para la anemia? Sus estudios sirvieron para que George Richards Minot, William Parry Murphy y George H. Whipple recibieron el galardón y contribuyen al tratamiento de esta enfermedad. Hoy en HDOSO os contamos por qué el hígado es un superalimento.

Mucho ha cambiado desde 1934 en cuanto a alimentación y nutrición pero las conclusiones de Minot, Murphy y Whipple siguen vigentes. La anemia perniciosa es causada por la carencia de una proteína producida por el estómago que ayuda al cuerpo a absorber la vitamina B12. Cuando el estómago no tiene la suficiente cantidad de esta proteína no puede absorber la vitamina. El hígado contiene una gran cantidad de nutrientes entre ellas vitamina B12. De hecho, el hígado contiene más vitaminas y minerales que ningún otro alimento. Por ello es considerado un superalimento.

Qué vitaminas contiene el hígado

El hígado es uno de los alimentos con más contenido en hierro, aunque existen variaciones según el tipo de carne. Así el hígado de cerdo tiene hasta 18 miligramos por 100 gramos mientras que el hígado de vaca, pollo o ternera llegan a tener 7 miligramos por cada 100 gramos. 

El hígado es rico en vitaminas A y B importantes para la buena salud de los diferentes tejidos del organismo y su regeneración. Aunque el contenido vitamínico varía dependiendo del tipo de hígado que se consuma (el de cerdo contiene vitamina A y D) es común considerarlo un superalimento ya que proporciona vitamina A, ácido fólico, vitamina B12 y altas cantidades de vitamina C.

Hígado

En ese sentido, el hígado de pollo contiene el 72% del hierro que necesitamos diariamente los seres humanos, además de otros minerales, tales como el zinc, magnesio o fósforo. El hígado de cordero contiene una importante cantidad de proteínas (21 gr por cada 100 gr) y un alto aporte de vitamina B. Entre sus beneficios destaca el fortalecimiento de la visión y del sistema inmune.

Por su parte, el hígado de ternera es una gran fuente de vitamina A y uno de los pocos alimentos que puede proporcionarnos vitamina D además de altas cantidades de vitamina B12. El principal componente del hígado crudo de vaca o de buey es el agua, en una proporción del 70%. Así lo contabiliza la Base Española de Composición de los Alimentos (BEDCA) detalla que un filete de unos 100 gramos aporta aproximadamente 130 kcal, superando los 20 gramos de proteínas y no alcanzado los 4 gramos de carbohidratos.

Aporte nutriente del hígado: en datos

  • En 100 gramos de hígado, hay 53.400 UI de retinol (vitamina A).
  • En 100 gramos de hígado, hay 18 veces más ácido fólico que en 100 gramos de manzana. El ácido fólico es importante para una correcta división celular del feto durante el embarazo.
  • Para la elaboración de ciertas dietas (es importante siempre consultar con un médico), hay que tener en cuenta su contenido en ácidos grasos saturados (1,5 gramos/100 gramos) y también su elevado colesterol (300 miligramos).
  • El hígado de bacalao es utilizado para prevenir la artritis y otras enfermedades que afectan a las articulaciones.

¿Quieres conocer más del hígado y otros superalimentos para una dieta saludable? En HDOSO apostamos por una alimentación equilibrada que se base en la incorporación de alimentos beneficiosos para nuestra salud de una forma paulatina

¿A qué esperas?, elige tu experiencia Caldaria